A través del Real Decreto 244/2019, de 5 de abril, se regulan las condiciones administrativas, técnicas y económicas del autoconsumo de energía eléctrica, definiéndose este como ” el consumo por parte de uno o varios consumidores de energía eléctrica proveniente de instalaciones de generación próximas a las de consumo y asociadas a las mismos

El pasado octubre, el Gobierno dio el primer paso para impulsar el autoconsumo en España al liberarlo del pago de cargos y peajes que había impuesto el anterior Ejecutivo. Dicha medida quedaba plasmada en el Real Decreto-ley 15/2018, de 5 de octubre, de medidas urgentes para la transición energética y la protección de los consumidores. Así mismo, a través de este RD se eliminaban las trabas administrativas que sufrían las instalaciones de pequeña potencia y se permitía por primera vez el autoconsumo colectivo.

La propia norma, en el punto sexto de su artículo 9, se establecía la necesidad de contar con medidas reglamentarias que establecieran las condiciones administrativas y técnicas para la conexión a la red de las instalaciones de producción asociadas al autoconsumo.
El real decreto aprobado es el mismo texto que, con matices irrelevantes, el ministerio sometió a consulta pública el pasado enero. Un reglamento que han venido reclamando con insistencia las asociaciones del sector, temerosas de que el Gobierno no pudiese aprobarlo antes de las próximas elecciones generales del 28 de abril, a partir de las cuales entrará en funciones.